juju

La importación y exportación de productos en México requiere de una potente maquinaria de los servicios de logística y distribución. Entre las ventajas de la consolidación de mercancías están los beneficios aduaneros y arancelarios de los almacenes fiscales en México bajo la ley aduanera.

La logística en México tiene proyecciones internacionales. Muchas veces los proveedores de la industria mexicana reciben grandes volúmenes de carga para distribuir gradualmente en el tiempo. Sin embargo, se ven enfrentados a un dilema: ¿deberán pagar inmediatamente todos los impuestos y aranceles de importación de esa carga?

Un pago inmediato de todos los impuestos reduce la liquidez de las empresas, pues les obliga a pagar una suma importante de dinero por productos que, si bien ya están en México, no necesitan enviar ni facturar todavía.

Por ese motivo, el gobierno de México permitió la creación de depósitos fiscalizados para promover el desarrollo de la industria y la logística internacional. De acuerdo a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) de México, este permite el “almacenamiento de mercancías de procedencia extranjera o nacional en Almacenes Generales de Depósito Fiscal”.

Bajo este régimen de depósito fiscal, las empresas importadoras de ciertos productos tienen la opción de posponer la elección del régimen de importación específico para esa carga, y les permite almacenar las mercancías todo el tiempo que consideren, siempre y cuando tengan un contrato de almacenaje que los respalde y que se encuentren pagando.

Con esto, las empresas tienen varias opciones con los depósitos fiscales en México:

  • Extraer total o parcialmente las mercancías para su importación, previo pago de impuestos, con su correspondiente reajuste.
  • Retornar sus mercancías al extranjero por tránsito interno (IMMEX).
  • Comercializar aquellas mercancías en depósito.

 

¿Qué es un almacén fiscalizado? ¿Qué empresas pueden ofrecer estos servicios?

En el año 2006, el Gobierno Federal de México publicó el Decreto para el Fomento de la Industria Manufacturera, Maquiladora y de Servicios de Exportación. Este es el Decreto IMMEX, para fortalecer la competitividad del sector exportador del país, y brindar más certeza, transparencia y continuidad a las operaciones de las empresas.

Entre otros beneficios un depósito fiscal:

  • Precisa y simplifica los factores que deben cumplir las empresas de importación y exportación.
  • Permite desarrollar nuevas formas de operar los negocios.
  • Disminuye los costos logísticos y administrativos.
  • Moderniza, agiliza y reduce los trámites.
  • ¿Qué tipo de productos se acogen a estos beneficios?
  • Alta tecnología
  • Industria Automotriz
  • Productos de consumo masivo
  • Materias primas

 

Cómo funciona un almacén fiscal

como funciona un deposito fiscal

 

La importancia de contar con empresas certificadas en almacenes fiscales

 Para esto, una dependencia como un depósito fiscal estratégico debe estar debidamente autorizado. La Secretaría de Economía de México puede autorizar a ciertas empresas a operar programas como control de empresas, industrial, servicios, albergue o tercerización.

El comercio internacional de las IMMEX genera 239 mil 628 millones de dólares de exportaciones al año, además de que se está vendiendo más de lo que se importa, ha reportado la Cámara de Diputados.  

Aunque el programa IMMEX es uno de los principales programas de exportación de México, es importante que las empresas que quieran beneficiarse elijan un almacén fiscalizado debidamente certificado para el tránsito de mercancías y acorde a los tipos de servicios logísticos que requiere, como la consolidación de carga o el abandono de mercancías.

En diciembre de 2016,  la Secretaría de Economía anunció ajustes a la operación de empresas IMMEX no certificadas para evitar abusos al programa, según reporta El Economista.

Entre estos cambios, el gobierno mejorará el control del monto de mercancía y cómo se autorizan en relación a su capacidad productiva instalada.

“Según el gobierno federal, el modelo de empresas certificadas referido ha funcionado de manera ‘correcta y expedita’, y ha generado que el Servicio de Administración Tributaria (SAT) mantenga un registro de las empresas que realizan operaciones de comercio exterior, a las cuales se les otorgan diversos beneficios en la importación y exportación de mercancías”, reporta El Economista.

¿Tiene dudas o consultas respecto al funcionamiento del régimen de almacenamiento fiscal en México?

{{cta(‘6d5d36a1-2e08-4742-b81c-b49ebefd8feb’)}}